De antes o la ola verde en una noche sin luna.

Por si repentinamente y sin pudor, sales de mi mente para entrar en mi vida.



¿De antes? ¿De antes de qué? No lo sé pero en ti existe una historia oculta, una especie de conexión que sobre pasa mi memoria. Es entonces cuando me pregunto si existen vidas pasadas; sólo por unos segundos, luego mi celosa racionalidad me cierra en el existencialismo. Así que la respuesta exigida debería ser el inconsciente albergando todo lo sensible (¿te vi, te toqué, te probé, te olfateé? No… creo que en alguna ocasión te escuché) proyectada justo en el momento del reconocimiento de esa esencia ya compartida.

Justo ahora me percato que no puedo pretenderte conmigo –sí, porque así lo augura mi deseo- sino marco tú presencia en mis brazos de un modo siquiera ligeramente distinto. Y eso es tan sencillo porque estoy tan enormemente desadaptado a las cuestiones del amor.

Se dice amor, se traduce notengounaputaideadeloqueesestoperomeencataestaratulado.


No estoy tratando de encontrarte.
Sólo estoy atento; por si en el camino,
Por capricho o por descuido
Con tu presencia me complaces.
Por si repentinamente y sin pudor
Sales de mi mente para entrar en mi vida.

Y te creo sobre natural porque en mis sueños vuelas. De pronto, planeando peligrosamente sobre la superficie en que me encuentro, me tomas y secuestras y me das una vuelta por el mundo que sólo trece sabe describir, tú sabes que esos colores que muestras son una cosa sobre natural y no puedo resistirme a su efecto. Yo sé –aunque ninguno lo dice- que te encanta confundir mi mente con recuerdos del ayer y promesas del mañana. Formas estéticamente la forma que muestras (y he entendido tantas cosas de la estética y el sentido estricto del cual carece, tú... bella diosa transformadora de conceptos, tú... asesina de letrados y la real academia se revuelca cada vez que fracturas cada página) con precaución para no mostrar la carta prohibida que compartiremos –presagio.

¿De antes? De ayer que te soñé y corrompí la racionalidad en mí. Ayer que dormí contigo sin tocarte, que viví una eternidad a tu lado. Cómo en un sueño… un sueño. De antes.

-elpasadoesunrecuerdo,elfuturonuncanosalcanzará,elpresenteeseso:disfrutaelpresentebrindado-