Conectando el mundo

Los seis grados de separación




¿Qué relación tienes con tu artista favorito? ¿Qué tan cerca estás de conocer a una persona?

La teoría de los seis grados de separación, es una teoría de estructura de redes sociales propuesta en 1930 por el escritor Frigyes Karinthy. Esta teoría nos dice, que todos los seres humanos estamos conectados con cualquier persona por un limite de seis individuos, y que mediante esta conexión se crean niveles y enlaces de manera gradual. El número de probabilidades de poder estar conectado con otra persona, aumenta exponencialmente conforme al número de enlaces que posea la cadena.

¿Cómo funciona este modelo?

Imaginemos que deseamos enviar un paquete a alguna persona famosa, por ejemplo: Brad Pitt, y supongamos que yo tengo un límite de conocidos de 100 personas. Para comenzar el primer nivel, yo enviaré el paquete a un sujeto "x" que conforma parte de de mi grupo de conocidos, la persona "x" recibirá el paquete únicamente con el conocimiento de que el destinatario es Brad Pitt, entonces el sujeto "x" decide mandárselo a un sujeto "y", el cual es un núcleo con demasiados enlaces, pues conoce muchas a personas. Éste sería el segundo grado; sin embargo, ahora el sujeto "y", decide enviar el paquete a un sujeto "z", el cual es un amigo que vive en los Estados Unidos. Como consecuencia nos adentramos al tercer grado. Ahora supongamos que el sujeto "z" envía el paquete a otro sujeto, sujeto "w", un viejo amigo que resulta conocer a algunos directores de Hollywood, pues es actor (cuarto grado). Acto seguido el sujeto "w" manda el paquete a un sujeto "v", el cual conoce a muchos actores del mundo de Hollywood (quinto grado). Finalmente el sujeto "v", quien resulta ser Angelina Jolie, manda el paquete a el sujeto "D" u objetivo: Brad Pitt (sexto grado de separación)



Esta teoría ha sido respaldada por diversos científicos, de estos estudios se han obtenido resultados sorprendentes; de tal modo, que la idea no solamente es aplicada para las redes sociales sino para cualquier tipo de red, inclusive para entender la propagación de enfermedades. La teoría es tan importante que con base en ella se fundó una nueva ciencia denominada: La ciencia de redes.

Uno de los descubrimientos que se obtuvieron a partir de este razonamiento, es la comprensión de los sistemas de redes, su conexión y cómo se crean. Antiguamente se creía que las redes se edificaban de manera aleatoria, es sorprendente saber hoy en día que todas las redes, inclusive las de nuestro cuerpo, se rigen bajo un patrón que crece exponencialmente por medio de los núcleos. Un núcleo es un centro que posee múltiples ramificaciones; así como el cáncer, los núcleos se distribuyen por todo el sistema, mientras más enlaces posea un núcleo, mayor la posibilidad de conexión.

Una de la aplicaciones de la teoría de los seis grados de separación fue en 1967, cuando el psicólogo estadounidense, Stanley Milgram, realizó una prueba a la cual llamó "el problema del pequeño mundo". El ejercicio consistió en seleccionar al azar a varias personas del medio oeste estadounidense para que enviaran tarjetas postales a un extraño situado en Massachusetts, a varios miles de millas de distancia. Los remitentes conocían el nombre del destinatario, su ocupación y la localización aproximada. El método fue el mismo que utilizamos en el ejemplo anterior, y el resultado fue satisfactorio. La entrega del paquete solamente llevó, en promedio, entre cinco y siete intermediarios.

Años más tarde el científico Albert-László Barabási, profundizó el estudio de la ciencia de las redes y descubrió de qué manera se comportaban en su desarrollo; resumiéndolo entonces, en la siguiente fórmula:

P(k)=z(k)- λ

Hoy en día la teoría de los seis grados de separación se ha vuelto muy utilizada. Las grandes corporaciones web como lo son Facebook, Twitter, Youtube, Google y todas las redes sociales en internet, funcionan con base en el comportamiento de la fórmula anteriormente expuesta. De hecho, la primer red social en internet se llamó sixdegrees.com. Sin embargo, a pesar de todas las redes sociales existentes, Facebook ha resultado ser la más importante del mundo, ya que opera de una manera muy particular. 

¿Acaso nunca se han reencontrado a través de Facebook, con personas que creían perdidas? ¿Cuántas veces no hemos conocido a otras que tienen una conexión extraña con nosotros? La respuesta, es la teoría de los seis grados de separación. 

Los medios digitales una vez más juegan un papel importante en este mundo, un universo simbiótico en el que quizás todos estamos conectados. 

¿Tú también tienes alguna conexión conmigo?